Robó más un millón de dólares en Maldonado y no irá a la cárcel

Foto: El País

El miércoles pasado la fiscal Mariela Núñez pidió el procesamiento sin prisión del exadministrador del complejo Marina del Este de Punta Ballena, cuyos propietarios, la mayoría extranjeros, lo denunciaron por un desfalco superior al millón de dólares.

Núñez le imputa un delito de apropiación indebida, por lo que solicitó el encausamiento al juez Jorge Gandini, titular del juzgado penal de 2º turno de Maldonado. El administrador fue identificado como M.L.D. quien se desempeñó como administrador del edificio ubicado sobre la ladera oeste de la sierra de la Ballena.

El mismo se desempeñó en ese cargo entre el 14 de abril del años 2004 y el 31 de mayo de 2016. En ese período ejerció las tareas de un administrador. Se hizo cargo del pago de los proveedores y del sueldo de los empleados, el cobro de los gastos comunes, además de otras actividades conexas como abonar impuestos municipales y nacionales.

Con el correr de los meses el nuevo administrador se apropió del dinero tanto del edificio como de los propietarios de las unidades del complejo.

Facturas «infladas».
De acuerdo a la denuncia radicada por los propietarios, el hombre exigió a los proveedores del complejo entregarle facturas de contado en blanco. El administrador luego las llenó por un monto superior, embolsándose la diferencia. Además, los denunciantes aseguraron que el administrador ordenó una gran cantidad de obras que nunca se efectuaron pero que sí fueron pagadas.

La denuncia asegura que uno de los contratistas declaró haberle dejado un recibo en blanco por un trabajo en el complejo que costó 16.100 dólares. El recibo, según los denunciantes, fue llenado por el exadministrador, quien colocó la suma de 28 mil dólares.

Otro contratista percibió 18 mil dólares por los trabajos efectuados en el edificio. El recibo fue llenado más tarde con la suma de 34.340 dólares. También gastó en provecho propio el dinero que los propietarios le entregaron para cancelar los tributos de cada unidad. Se trata de los impuestos y tasas municipales como la Contribución Inmobiliaria. Además, se quedó con el dinero destinado al pago del Impuesto de Primaria.

En el caso de este impuesto, varios apartamentos deben más de 50 mil dólares. “En lugar de cumplir con sus obligaciones como administrador, y utilizar ese dinero para cancelar los conceptos que incluía en las expensas, malversó dichos fondos, apropiándose indebidamente, por varios años, de dineros ajenos”, sostiene la denuncia.

Ofreció pagar US$ 500 por mes
El acusado montó una estafa piramidal. Cuando colapsó la “bicicleta” financiera que armó, se presentó en la Intendencia y logró una refinanciación de la deuda sin ninguna autorización de los propietarios. Tras ser descubierto, ofreció pagar la deuda en 2.000 cuotas de US$ 500, lo que no fue aceptado por los dueños.

Fuente: El País

Comenta