El juez Humberto Verri confía en que el cuerpo de Viviana Ramos será encontrado en Santa Lucía pese a crecidas

Policía

Viviana Ramos desapareció en junio de 2012. En las últimas horas se supo, fue asesinada.

Ella y su homicida se conocían de toda la vida. En su declaración ante el juez Humberto Verri, el procesado confesó que mantenía una relación afectiva con la mujer, pese a que estaba casado.

Según su versión, ambos estaban solos en el dormitorio de la casa del hombre. En ese momento ella le pidió 16.000 pesos para pagar una deuda pero, siempre en base al relato del hombre, este se negó porque ya era la cuarta vez en pocos días que le pedía dinero. Entonces discutieron.

Según el indagado, la mujer intentó agredirlo con un cuchillo. Incluso llegó a rasgarle la ropa. Cuando Ramos se iba le dijo al hombre que iba a matar a su esposa. En ese momento el imputado la sujetó desde atrás, la agarró de una mano, la arrojó sobre la cama y la mujer cayó boca abajo. Mientras la tenía sujeta con la mano izquierda, con la derecha tomó una maceta y la golpeó en la cabeza dos veces. Así fue que la mató.

El martes de la semana pasada, se presentó ante la Justicia, y admitió el crimen, porque dijo que un amigo, que lo había ayudado a enterrar el cuerpo, lo amenazaba que contaría lo sucedido.

Ambos ya están en prisión. Uno por homicidio muy especialmente agravado y el otro por encubrimiento.

Fuente: Telemundo

Comenta

Recomendado.